.

.

sábado, 2 de enero de 2016

ella solo doma leones amistosos




Cuando le toco el brindis en la cena de amigas, amigas de las amigas y un par de "yesaquienes" Mildred estaba hasta el ¿moño? (me parece que lo adecuado era otra palabra que también rimaba con Logroño). Se levantó y con firmeza dijo:

"Pueden suceder cambios increíbles en tu vida cuando decides tomar el control de lo que depende de ti en lugar de intentar hacerlo de lo que de ti no depende"

(Pausa) (Larga)

"Y no estoy mirando a nadie"