.

.

martes, 5 de julio de 2016

¿Existe el que se queja con razón?




Cuando llegué al piso de mi amigo para recogerlo alcancé a ver a una de sus compañeras leyendo tumbada en el sofá. La otra acababa su puro para ir a ducharse o eso me pareció

Él, un poco como siempre, empezó a quejarse.

* ¡Harto me tienen! Quería comer poco y el restaurante que eligieron servia raciones triples. No quería beber demasiado y esas dos borrachuzas me hicieron vaciar un par de océanos. Buscaba acostarme pronto y de penúltima en penúltima me tuvieron por ahí hasta que amaneció. Encima en lugares con mas decibelios que música. Cada vez que me sacan esas dos, hacen todo lo contrario de lo que les pido y me cuesta mas de una semana recuperarme.

* Si lo sabes ¿por qué repites con ellas?


* Jo, porque (a) Si no me sacan de casa de vez en cuando echare raíces. Evitan que me convierta en planta. (b) me lo paso genial y (c) ultimo pero mas importante; para compensarme de todo lo que les aguanto, al llegar a casa entre las dos...naaaaaa, no te lo cuento, ademas de alucinar soñarías un par de décadas.