.

.

sábado, 8 de octubre de 2016

cronica de una tarde lluviosa con polvo



Cuando mas tarde, después del polvo, me asomé a la ventana para ver si seguía lloviendo recordé lo que había dicho alguna de las invitadas al festejo, una que estaba detrás mía y no pude ver.

"En otra vida quiero ser punto G, asi no me encontrara nadie".

El tono era de cabreo.

"¿Sabes?" dije volviéndome al adonis de ojos azules que me miraba desde la cama "para salir de una situación difícil a veces no se necesita ser muy fuerte, sino estar muy harta".