.

.

domingo, 4 de diciembre de 2016

el difícil arte de saber cambiar de tema




Interior del Hope. Dia. En la mesa cerca de la estufa Obdulia y Ambrosio.

* Mira, he hecho un collage -dice ella- con cuatro cuadros que me gustan.

La niña aviadora, que me parece una preciosidad hipnótica.


La lectora, el zorro, el árbol y el sillón, que tiene un aire de cuento mágico que hace inventar historias, y me encantan los colores.

La niña que pasea con un oso y otros animalillos, porque parece un cuento urbano postapocalíptico.
La muchacha que toma el sol, porque me identifico con la imagen.

(silencio)

* ¿Que te parecen? que no dices nada, esaborio?

* No se, yo te estaba mirando a ti.

Ella intenta enfadarse por el poco caso que le ha hecho. Pero solo le sale una sonrisa.

* ¡¡ Que mono el cuadro de los dos niños !! ¿no? (cambió de tercio ella haciendo honor a su legendario dominio del regate).