.

.

viernes, 6 de enero de 2017

la sabia utilización de lo que por tus ojos pasa.



La primera vez que la vi estaba en el Hope con su té entre las manos y mirando fijamente en dirección mía, pero no a mi.

La segunda fue cuando me la encontré en la mesa de Mildred con algunas de sus amigas. "Lo peor es cuando los ojos de otros son nuestra prisión y sus pensamientos nuestra celda" dijo.
Aproveché para intervenir "Eres muy leída" dije.
Me miró fijo, dejo salir una media sonrisa "Bastante, pero muy poca gente se da cuenta" contestó. 
Me había apuntado un tanto.

La tercera vez estaba en el banco, esperándome, con lo que luego supe era su inseparable libro de turno.
Si, era muy leída y sabía hacer muy buen uso de lo que pasaba por sus ojos.