.

.

domingo, 19 de marzo de 2017

el sentido de la vida




Cuando me dirigía a la barra para pedir, pasé por el lado de su mesa.

El tipo -que seguro que ya no cumplía los cincuenta- hablaba. Ella, atractiva -de cuarentaybastantes- le escuchaba con atención.

"...entonces crees que en la vida te encontraras con muchas personas que no te decepcionaran nunca. Muchas.
(pausa)
Bueno, también crees que te encontraras con elfos, unicornios, burros que hablan y demás, ¿no?"

Fui a por mi vino pensando que era una buena casualidad que estuvieran debajo de una replicante.

Al volver con mi copa y pasar junto a la pareja puse el oído. Seguía hablando él. Ahora con una sonrisa divertida.

"¡¡ Que lo sepas !! Si lloras en mi funeral no te volveré a hablar nunca".

Me senté debajo de la mujer de rojo pensando que es bien cierto eso que dicen: un vino con una sonrisa sabe mejor.