.

.

lunes, 20 de marzo de 2017

miradas, veneno y propuestas



Los cuadros de las paredes iban de miradas. Kate miraba un culo. La multitud en espera gastaba miradas de odio a quienes alargaban la sobremesa.

Lo del odio es lo que le comento ella a jota.

"Odiar es como beber veneno y pensar que será el otro el que morirá".

En la esquina de la barra otra ella le decía a Pito que tenia ojos de haber dormido poco tirando a nada.

"Cuando la propuesta es excitante, dormir no es una prioridad. Y vivo rodeado de personas llenas de propuestas excitantes".