.

.

sábado, 2 de diciembre de 2017

corto, simple, verdad verdadera



Mas frío. Se le suma lluvia que se convierte a momentos en nieve.

Ella lee, ya ha terminado sus roiboos, las bolsas ordenadas en la otra silla. Un momento de calma. Le suena el móvil. Lo coge, escucha.

* .....

* Una cosa te digo; al final no vas a recordar las horas que gastas en la oficina, ni las que te dedicas a cortar el césped. Déjate de excusas y atrévete a hacer lo que te apetece.